11 de junio de 2013

Extraños en la noche (2)


Una cita, una noche, un recuerdo perfecto, sin mañanas, sin después, sin momentos que pudieran estropearlo todo. Ese era el plan y no pensábamos desperdiciar nuestro momento.

Nos fuimos de la sala principal y nos marcharnos a un reservado. Allí pedimos champagne y estuvimos hablando, cantando y bailando durante horas.

Habíamos conectado por completo, lo notaba en su mirada, en su sonrisa, en cada una de sus palabras. Parecía que nos conociéramos de toda la vida, éramos como dos buenos amigos, amigos que llevan mucho tiempo enamorados el uno del otro, pero que no se atreven a decir nada, por miedo a perder la amistad o por un posible rechazo.

En una de las canciones, nuestras caras se acercaron, y se fueron acercando más y más hasta que nuestros labios quedaron cerca de rozarse. Parecía que se iban a juntar, cuando ella alejó los suyos, diciendo a continuación:

— No vamos a besarnos. Porque si nos besamos, todo volverá a la realidad, puede que no resultara tan perfecto, que utilizaras demasiada lengua y que yo no utilizara bastante, y de pronto se rompería el embrujo.
— Te prometo que utilizaré la cantidad de lengua adecuada.
— Muy bien, a ver qué te parece. La mejor parte de todo primer beso es lo que conduce hasta él. Ese momento previo a que los labios entren en contacto, es como un gran redoble. Así que, por qué no, nos abonamos al redoble esta noche.
— De acuerdo.
— Pero sin besarnos.

Entonces nuestros labios se volvieron a acercar, esta vez, llegándose a rozar alguna vez por un momento. Luego nos fuimos alejando lentamente el uno del otro, mientras nos mirábamos fijamente, con una ternura que solo encontrarás en el primer beso.

Después de un instante, en el que el tiempo pareció haberse detenido, continué diciéndole:

— Bueno, ¿qué quieres hacer ahora? No pienses, lo primero que se te ocurra.
— Se me ocurre algo. 

Fuimos a la playa. Caminamos por la orilla cogidos de la mano. Después de un rato, le salpique con la mano y ella me salpicó a mí, la cosa fue a más, hasta que acabamos bañándonos juntos.

Luego nos tumbamos en la arena, mientras contemplábamos el cielo, las estrellas y la luna llena.

—Hay un pequeño fallo en nuestro plan— le dije.
— ¿Cuál es?
— Esta noche volveré a casa con recuerdos maravillosos y uno absolutamente horrible, el recuerdo de ti viéndote marchar.
— Cierra los ojos unos segundos.

Los cerré, queriendo sentir sus labios, esperando que la magia de aquella noche envolviera el primer beso, para luego abrirlos, y a si ver el destello que desprendería su mirada, por aquel momento de felicidad, tan fugaz como eterno.

Pero no los sentí y al abrirlos ya no estaba. No la vi marchar, aunque me la he imaginado tantas veces haciéndolo, que el efecto que tiene en mí es el mismo.

Hasta el día de nuestra muerte, recordaremos todo lo que paso aquella noche, es perfecto, tal vez los dos necesitamos eso. Hay tantas cosas que se estropean en la vida, pero esta historia nunca se estropeará, será siempre pura. Pero pese a ello, mentiría si no dijera que cada día me levanto con la ilusión de verla, de encontrarla entre la mirada de la gente, para poder seguir construyendo la historia, la historia del primer beso.

64 comentarios:

  1. !Joder chico!, que grata sorpresa, y que sencillez despliegas en tus aventuras, parece como si las viviera uno mismo.
    !Enhorabuena campeón!, y ahora estás consiguiendo inducirnos a tu fresca lectura, estaré expectante al siguiente capitulo.
    Felicidades.

    ResponderEliminar
  2. Diablos!!! he cometido una indiscrección, he ledesvelado tu identidad a is sueños.

    ResponderEliminar
  3. Esta serie que es muy buena debería publicarse todos los días o máximo en días alternos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, comparto la opinión del autor/a de este comentario.

      Eliminar
  4. Brotan plantas congeladas hace 600 años

    El deshielo de nuevas zonas del glaciar Teardrop en la isla Ellesmere (archipiélago ártico del Canadá) ha dejado a la vista varias especies de plantas "dormidas" desde hace siglos

    La botánica Catherine La Farge tiene la fijación de rescatar plantas raras o en peligro de extinción para nutrir su herbolario en la Facultad de Ciencia de la Universidad canadiense de Alberta. Con ese afán ha logrado juntar y conservar en un archivo espectacular sus más de 222.000 especies de plantas, musgos, líquenes, hongos y otras joyas de la botánica.

    Pero nunca imaginó que asistiera a la resurrección de musgos que llevaran 400 años bajo el hielo. Para ella, el deshielo de los graciares de todo el mundo como fruto del calentamiento global no es una alegría pero sí una oportunidad. La última la ha aprovechado y lo ha hecho tan bien que ha merecido la publicación de su artículo en la prestigiosa revista PLOS.

    En realidad, el rebrote de estos musgos no ha sido espontáneo sino que La Fargue les ha hecho, digamos, el boca a boca. Las ha conducido a su laboratorio desde una isla del Ártico canadiense llamada Ellesmere y ha logrado reproducir en invernadero unas condiciones óptimas para lograr su deshielo y rebrote progresivos. Aparte de la hazaña botánica de esta investigadora, su hallazgo de restos de musgos "latentes" en las zonas que los glaciares han dejado paso a la vida rompe con la creencia de que los vegetales que surgen alrededor de estas zonas recién "liberadas" son todas especies "modernas" que han encontrado un nuevo suelo para germinar.

    Pero no es así: el trabajo de la Universidad de Alberta demuestra que hay organismos capaces de "dormitar" durante los entre 400 y 600 años que ha dirado la cobertura del hielo ártico –lo saben por la datación por radiocarbono–. Así han logrado devolver por ahora 11 especies a la vida en condiciones de laboratorio.

    ResponderEliminar
  5. En un juicio. Dice el fiscal al acusado:
    - A ver, ¿por qué disparó dos tiros contra su suegra?
    - ¡Porque no tenia más balas!

    ResponderEliminar
  6. Dos extraños sin hablar,
    se ven en un punto exacto
    y juguetean al tacto
    con el sabio verbo amar.
    En ese afán de jugar
    soltaron sus ataduras
    y en breves horas futuras
    se lanzaron al exceso
    de saborear algún beso
    cual ingenuas criaturas.

    ResponderEliminar
  7. Hoy me he sentido extraña en mi cama. Ahora este artículo me ha despertado con mis instintos básicos a flor de piel.

    ResponderEliminar
  8. ¡Qué bonito, Josyan!.
    Un final que te deja marcado e ilusionado para toda la vida.
    Quédate con los momentos vividos y el beso de la Madre Luna, que estuvo presente en tu corazón, marcando los pasos de la maravillosa velada.
    Puede que nunca haya ocurrido o sea un paralelismo de algo que ocurrió. Sea lo que sea, tu grado de imaginación no tiene límites, hace posible que todos disfrutemos de tus fantasías.
    Un fuerte abrazo, canalla romántico.

    ResponderEliminar
  9. Paisaje idílico para una noche perfecta.
    Muy bonita la historia.

    ResponderEliminar
  10. Estamos acostumbrados al mundo material. En muchos casos es mejor terminar de esa manera; siemopre te hará recordar.

    ResponderEliminar
  11. Al final quedaron secuelas para el mañana. Lo que tendrías que haber hecho es comerle bien el pico y después echarle un buen polvo.

    ResponderEliminar
  12. El pimer beso trae muchos líos, Josyan. La chica fue intelegente.

    ResponderEliminar
  13. ¡Qué mala! Mira que dejarte con la miel en los labios. Preciosa la historia.

    ResponderEliminar
  14. Ojalá los amores fueran todos así. Sin más complicaciones.

    ResponderEliminar
  15. Habrá otro capítulo?. Yo lo veo cerrado, muy bien así.

    ResponderEliminar
  16. Mi Maná-Maná no es extraño ni de noche ni de dia, anda dando por culo las 24 horas del día, los 365 días del año, año tras año.
    De noche es peor que Fredy Krugger.
    Hay que exterminar a este tipo de golfos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y a sus lacayos que pupulan por el sótano.

      Eliminar
  17. Por muy bien que se pinten, los amores sólo traen problemas. Menos amor y darle más al salchichón (vale el fuet).

    ResponderEliminar
  18. Josyan, tú pones tu cuerpo, yo pongo el champagne. ¿OK?

    ResponderEliminar
  19. Una de las condiciones para asegurar el beso tornillero también llamado crapulino es meter la lengua hasta las agmidalas.
    Soy de la opinión que una ocasión es una oportunidad que ya no vuelve... O si?

    ResponderEliminar
  20. El primer beso siempre se da con los ojos.

    ResponderEliminar
  21. La diferencia entre una cerveza de verdad y una cerveza sin alcohol, es la misma que entre un buen morreo y un beso en la frente.

    ResponderEliminar
  22. ¡Qué bonito! Dos extraños con unos muy bellos recuerdos. La historia es una pasada.

    ResponderEliminar
  23. ¡Qué sibarita eres, Josyan! Con champagne y todo. Tú sí que sabes.

    ResponderEliminar
  24. Me encanta esta historia. Qué bueno que todo primer amor sea recordado con cariño y aun cuando no terminen juntos sí quede un buen recuerdo.

    ResponderEliminar
  25. ¿Sabes lo que es soñar con besar a esa persona durante años? Nunca la podrás olvidar.

    ResponderEliminar
  26. Es una historia bastante excitante... Está super bien, me encantó.

    ResponderEliminar
  27. Creo amigo que tienes un corazón lleno de romanticismo. Me ha encantado.

    ResponderEliminar
  28. Yo creo que el amor no tiene limites ni en el tiempo ni en el espacio. Amores eternos.

    ResponderEliminar
  29. Josyan, eres mi gran romántico. Te quiero.

    ResponderEliminar
  30. Me mantienes en suspenso. Debéis culminar el beso.

    ResponderEliminar
  31. Vaya historia te has sacado, con morbo incluido. Te ha quedado preciosa.

    ResponderEliminar
  32. Muñeco como siempre matricula de honor por saber tratar a una mujer. Besitos.de estrellas.

    ResponderEliminar
  33. Te tendrías que haber convertido en un ladrón y haberle robado un beso, aunque te hubieses arrepentido toda la vida, pero que te quiten lo bailao.

    ResponderEliminar
  34. Si los dos continiáis pensando en ese eterno beso que no fue, el cielo hablará en el futuro.
    Te felicito, Bake Josyan.

    ResponderEliminar
  35. No dejas de sorprenderme. Cada día te superas más.

    ResponderEliminar
  36. Me encantaría conocerte y pasar una noche loca y romántica como esta contigo. Me has enamorado.

    ResponderEliminar
  37. Título, imágenes, literatura, imaginación y morbo, todo se puede resumir en una sola palabra: IMPRESIONANTE.

    ResponderEliminar
  38. Josyan, piensa que todo lo que te ha pasado ha sido como una estrella fugaz, bella miestras la recorres con tu mirada.

    ResponderEliminar
  39. Te reto a una tercera parte pero manteniendo la pureza del relato, sin contacto físico.
    Mónica

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No aceptes, Josyan, que te va a dar un infarto, que las mujeres son muy malas.

      Eliminar
  40. ¡Muérdela y cómele hasta los higadillos!.
    Tanto romanticismo, ¿para qué?, ¿para estar melancólico toda la vida?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú no tienes ni idea de lo que es al amor, el romanticismo o el morbo. Simplemente eres.

      Eliminar
  41. O sea, que te dejó to empalmao...

    ResponderEliminar
  42. Chico, qué bien te lo montas. Sólo te ha faltado el polvete final.

    ResponderEliminar
  43. Este blog es una pasada. ¿cómo lo hacéis? Sois todos unos artistas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también alucino con este blog.

      Eliminar
  44. m a dejado pasma con el final y m gusta

    ResponderEliminar
  45. Si la primera parte me gustó, esta segunda mucho más. Yo le hubiese puesto un vídeo.
    Me recuerda a esa junventud dorada de mi eterna virginidad.

    ResponderEliminar
  46. Fantástico el blog. Besos para todos y especialmente hoy para B.Josyan.

    ResponderEliminar
  47. No creo en el amor eterno; creo en un Bake que escribe de escándalo y es capaz de montar una historia digna de dioses.

    ResponderEliminar
  48. Yo creo que la historia terminó de otra manera.
    Lo digo porque yo fui la protagonista.

    ResponderEliminar
  49. El mejor beso siempre es el siguiente. La historia es muy bonita y yo la continuaría ya que todos sabemos que al final se tiene que producir el encuentro entre labios y cuerpos. Un saludo mascota Laeks.

    ResponderEliminar
  50. Estoy de acuerdo con los románticos y algunos comentarios los considero improcedentes.

    ResponderEliminar
  51. Los países menos visitados del mundo

    Un noruego viaja por 198 países para descubrir cuáles son los menos visitados y por qué.

    Además de ser un reconocido periodista, gurú en últimas tecnologías y difusión en tecnologías móviles, Gunnar Garfors es, sin duda, un intrépido e incansable mochilero. Este noruego se ha convertido en el 'maniacoviajero' más joven del mundo. Ha llegado a visitar cinco continentes en un solo día (obviando Oceanía, eso sí), hazaña que le otorgó un récord mundial en junio de 2012. Su proyecto inicial no era otro que visitar 198 países de los cinco continentes, logro que culminó hace un par de semanas, con el objetivo de encontrar los mejores lugares para ir de vacaciones.

    Garfors no solo se pregunta cuáles son los lugares mas paradisíacos para pasar unas vacaciones de ensueño, también tenía la curiosidad de conocer que sitios reciben menos visitas y por qué. Para ello, además de coger miles de vuelos, trenes, taxis e incluso burros, el noruego ha consultado los datos de la OMT (Organización Mundial de Turismo) y fuentes privadas como hoteles, artículos de prensa, agencias de viajes... Una vez hubo recopilado todos los datos, Garfors realizó una lista con "Los 25 países menos visitados del mundo".

    Para que os hagáis una idea, el país más visitado de la lista tiene 73.000 turistas extranjeros anualmente. El menos visitado, solo 200. Datos que quedan muy alejados de Francia, primera en turismo mundial con casi 80 millones de visitantes anuales.

    ResponderEliminar
  52. Yo hubiese cambiado el champagne por cava, el resto muy chuli.

    ResponderEliminar
  53. Encato has echo que hoy por dos veces me encantaras.

    ResponderEliminar