10 de abril de 2014

Llorando dulcemente


Aún recuerdo tus inicios, puede que tú también. Únicamente tenemos que hacer un poco de memoria y pensar en cómo empezó todo.
Eras joven, trabajador, entusiasta y decidido. Podrías haber conseguido cualquier cosa, podías haber llegado a ser lo que hubieras querido, pero lo tenías claro desde un principio, tenías una meta, un objetivo.
El mundo no iba bien, lo sabías, lo notabas  al pasear por la calles, al ver las noticias, al charlar con tu familia, vecinos y amigos. No había ninguna persona que se preocupara por los verdaderos problemas de la gente, nadie actuaba, nadie hacía nada y lo peor era que nadie se molestaba en escuchar, tal vez de vez en cuando alguien hacía cómo el que escuchaba, mientras en realidad solamente oía, como aquel que oye llover.
Tú no podías entender cómo personas capaces de cambiar esta situación, no hacían nada, se quedaban de brazos cruzados  y vivían ajenas al drama de tantas familias.
Estudiaste, te preparaste y te esforzarte hasta la extenuación, pero bien sabes que valió la pena, porque tu sueño se cumplió.
Llegaste dispuesto a revertir esta situación, con nuevas ideas, con fuerza y cargado de ilusión. Tenías mucho trabajo por delante, había mucho que cambiar , mirabas hacia arriba y observabas que necesitaba un buen barrido.
Me consta que al principio pusiste empeño y que te implicaste al 110%, pero de pronto no entiendo por qué, algo en ti cambió, no sé cómo te desviaste de tu camino, cómo te corrompieron.
No sé cómo alguien te ha podido controlar, cómo te convertiste en aquello que querías erradicar, cómo te compraron y te vendieron, cómo se pudo apagar  todo ese amor que querías volcar en los demás.
Quizás nadie te apoyo, puede que nadie te alertara, tal vez la situación te supero, te equivocaste y no supiste reaccionar, no aprendiste con cada error que cometías y en vez de hacerte cada vez más fuerte, te volvías más débil.
Ahora volvemos al presente, ese en el que nos miras a los ojos a todos nosotros, no más de unos segundos, porque no puedes aguantar la mirada y la bajas, a sabiendas que no cumpliste lo que prometiste, a sabiendas de que nos has mentido.
Puede que no sea tarde para cambiar, para reflexionar  y poder reparar un poco del daño ejercido.
Una persona no puede cambiar la sociedad, se necesita el apoyo y la fuerza de una gran masa, pero  una única persona puede ser capaz de inspirar a millones de personas.
Mientras todo siga igual, la guitarra de George continuará llorando dulcemente.


41 comentarios:

  1. Gran compositor un un video magnifico de este gran compositor e ilustre miembro de los Beatles.

    ResponderEliminar
  2. Las personas a veces son como la de tu historia, se controlan y terminan siendo algo distinto. Por lo menos su guitarra lloraba.

    ResponderEliminar
  3. George Harrison, MBE fue un músico, compositor, cantante, productor musical y productor cinematográfico británico, integrante de la banda The Beatles.
    Fecha de nacimiento: 25 de febrero de 1943, Liverpool, Reino Unido.
    Fecha de la muerte: 29 de noviembre de 2001, Beverly Hills, California, Estados Unidos
    Cónyuge: Olivia Harrison (m. 1978–2001), Pattie Boyd (m. 1966–1977).
    DESCANSE CON SU GUITARRA.



    Hijos: Dhani Harrison




    Álbumes: All Things Must Pass, Cloud Nine,

    ResponderEliminar
  4. Como siempre super acertado. Conjunción música, historia y algo personal se entremezcla y nos deja a todos algo despistados.
    Tu artículo grande como tu lo eres Josyan. Besitos.

    ResponderEliminar
  5. Me ha encantado la última frase.
    El artículo, buena descripción de lo que estamos viendo en los últimos tiempos.

    ResponderEliminar
  6. -Llegó con la ilusión de meter la mano en la caja. Lo consiguió. Muchas obras, muchas facturas, muchas comisiones; no importa gastar el dinero del futuro, hipotecarlo, otros lo pagarán; más comisiones. Recalificaciones de terrenos, más comisiones...
    -Llegó con la ilusión de mangonear en los asuntos de Personal. Comienzan, tiránicamente, los acosos laborales; condenar, a golpe de decretazos, a muchos que no comparten su filosofía.
    Para conseguir esta meta se pertrecha, en connivencia, de un gran ejército de pelotas y sindicalistas liberaos.
    No hay ningún Departamento que funcione; el tsunami de mi Maná-Maná ha pasado.
    -Llegó con la ilusión de ser un ejemplo a seguir. Lo primero que hizo fue realizar una magna reforma, sin licencia de obras, de su mansión, en terreno rústico.
    De forma inmediata, ilegalmente, siguiendo con la filosofía de ejemplo a seguir, le hacen varias piscinas morenas-tritoneras de forma gratuita, ¡es que el juego de las comisiones...!
    -Llegó con la ilusión de montarse de copiloto (¡otro perrito piloto!) en un cochecito lerén. Estaba cansado de conducir y de echar gasolina de su bolsillo.
    -Llegó con la ilusión de gastar, gastar y gastar sin llevar ni un solo euro encima. El dorado de la VISA se refleja en su rostro.
    Este toro, enamorado de la luna, nunca fue capaz de mirar a los ojos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A este comentario solo se le puede contestar con carne del Robin.

      Eliminar
  7. Después de tantas reediciones llega un artículo original y bueno. Espero que el blog cambie de rumbo.

    ResponderEliminar
  8. Todo lo que escribe este Bake resulta agradable y bello.
    Suerte por los tierras italianas.

    ResponderEliminar
  9. Monstruo, eres un monstruo!!!!!

    ResponderEliminar
  10. Qué tendrá el sillón que todo el que lo prueba se enamora de él?

    ResponderEliminar
  11. La historia del Doctor Henry Jekyll y Mister Hyde se repite.
    Buen artículo, Bake Josyan.

    ResponderEliminar
  12. Políticos vendidos arrodillados ni ellos mismos podrán con el poder de la calle con el poder de un pueblo que clama justicia TRAIDORES

    ResponderEliminar
  13. Si alguien merece la cadena perpetua son los políticos corruptos

    ResponderEliminar
  14. Que sean mentirosos, corruptos, manipuladores y malos gestores. No entiendo por qué os caen tan mal los políticos....
    Josyan, muy bueno el artículo.

    ResponderEliminar
  15. Puedes comprar el mejor reloj, comprar un ferrari, criaturas y políticos corruptos,pero la integridad, la moral y la Fe,no puedes comprarlas

    ResponderEliminar
  16. Vaya vergüenza de políticos, qué lamentable¡¡¡

    ResponderEliminar
  17. Ojalá Bárcenas tire de la manta para ver a Mariano Rajoy en el banco de los acusados.
    SEGUIRÉ SOÑANDO...

    ResponderEliminar
  18. Josyan, mi guitarra llora por tu ausencia, pues se desespera siempre al sonar nuestra canción. TE QUIERO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué guitarra llora?
      Yo también te quiero.

      Eliminar
  19. Solo él sabía hacer llorar dulcemente a una guitarra: George Harrison

    ResponderEliminar
  20. Cuando no sientas las caricias de mis manos, ni el calor de mi cuerpo, vas a llorar.

    ResponderEliminar
  21. Yo no soy capaz de hacer llorar a una guitarra pero a ti sí con un guitarrazo en la cabeza.

    ResponderEliminar
  22. Amigo lloro y sigo lamentándome de que tu dolor no sea compartido por los Bakes y ademas eres un pequeño tramontana.

    ResponderEliminar
  23. api quiero un mambo suavazommmmm.......

    ResponderEliminar
  24. Posiblemente Florencia sea menos interesante que mi desnudi intefral tu imperdi.

    ResponderEliminar
  25. Cariño te veo muy verde y que te enseñe el luki.

    ResponderEliminar
  26. El tuvo de madre a una gitana que era celestina de tus suelos y de los mios. Intenta coincidir conmigo algún dia en el metro de la esperanza.

    ResponderEliminar
  27. Hoy es un día especial.
    He leído el artículo de Josyan y me he emocionado. Este autor es un artista, escriba lo que escriba.

    ResponderEliminar
  28. Tu inteligencia hace que la interpretación de este artículo sea multitemática, con variadas interpretaciones.
    George Harrison es una ilustre figura de la historia de la música y gracias a él y a tu artículo, los seguidores de este blob disfrutaremos de un momento de felicidad.

    ResponderEliminar
  29. La lagrima de george me da igual, pero las tuyas estan en mi pecho en frenesí completo y estimulo espléndido.

    ResponderEliminar
  30. Llloro amargamente por tu partida.

    ResponderEliminar
  31. Un amigo que le dice a otro:

    - Te llamo por la cortadora de cesped.

    Y le dice el otro:

    - Ostia, pues se escucha de puta madre.

    ResponderEliminar